¿Por qué no tenemos la película de fútbol que los argentinos nos merecemos?

La Argentina es uno de los países más ricos a nivel mundial en cuanto a cultura. La diversidad étnica que convive a lo largo de su territorio ocasiona que subsistan una gran cantidad de tradiciones. Una de las mayores influencias que sufrió esta nación fue la llegada masiva de inmigrantes europeos que trajeron sus costumbres y las impregnaron en su esencia. Una de ellas fue el fútbol.

Desde su arribo, este deporte fue adquiriendo un lugar especial dentro de la sociedad. Su crecimiento ha sido de tal magnitud que mundialmente reconocen al argentino como uno de los fanáticos más apasionados del fútbol. Esto ha hecho que las diversas formas de expresión artísticas en el país albiceleste le hayan rendido tributo en muchas de sus obras. Sin embargo, pese a esta producción, el cine todavía no ha sido capaz de regalar una película capaz de hacer justicia al sentimiento que guardan los argentinos sobre este deporte.

Pero seamos honestos, este no es un problema únicamente del cine argentino. Esto es algo que todavía ninguna industria cinematográfica en el mundo ha logrado. Reino Unido, Brasil e Italia; por nombrar algunos países equiparables en cuanto a pasión sobre este deporte, tampoco han conseguido crear filmes que hagan justicia a ese sentimiento de locura que carga un hincha de fútbol. Podemos decir que este deporte debe sentir envidia de otros como el boxeo, el baseball y el rugby; que han alcanzado mayor éxito en el séptimo arte.

¿Acaso el fútbol resulta aburrido en la pantalla grande? Responder afirmativamente a esta pregunta sería una falsedad. Algunos filmes con esta temática han conseguido resultado positivos en cuanto a taquilla o crítica, como “Evasión o victoria”, “Hooligans”, “Rudo y Cursi” y “Shaolin Soccer”, por mencionar algunos. De Argentina podemos agregar producciones como “Metegol”, “Hoy partido a las 3” y “Pelota de trapo”. Pero ninguna de ellas ha logrado volverse un clásico del cine argentino.

Entonces ustedes se preguntarán ¿qué le falta a las películas sobre fútbol para triunfar? Yo diría que muchas cosas, y obviamente un poco de suerte. Hay mucho que contar. En la Argentina las historias de superación las encontramos en casi todos los equipos del fútbol. Las barras bravas prácticamente han pasado inadvertidas en estas producciones. Temas polémicos como el doping o la corrupción también están presentes. Líneas atrás mencionaba a “Hoy partido a las 3”, tal vez uno de los mejores ejemplos de que con creatividad se pueden conseguir grandes resultados. Esta utilizó una visión femenina y agregó la carga cultura de la Argentina que se concretó en un filme original que alcanzó varios reconocimientos en el pasado BAFICI.

El argentino sigue a la espera de que alguna producción cumpla con expresar esa pasión en la pantalla grande, y si bien parece que cada día está más cerca de lograrse, todavía existe cierto miedo en apostar por estas temáticas. El fútbol de por sí tiene su magia, pero necesita de la creatividad de los cineastas para que se vea reflejada en el séptimo arte. La respuesta al titular de este  artículo podría resumirse en que faltan filmes de fútbol, aunque estoy seguro que con el tiempo puede que miremos alguna producción que hable sobre nuestro querido deporte y este al nivel de obras como “El secreto de sus ojos”, “La historia oficial” o “Nueve reinas”.

No hay comentarios.

Agregar comentario