Últimas

«Ghost Recon: Breakpoint»: Paradoja entre la realidad y la ficcion

«Ghost Recon: Breakpoint»: Paradoja entre la realidad y la ficcion

Ultimo trimestre del 2019, un año más que se va. En un mes más ya vamos a ver todas las vidrieras con decorados navideños y vamos a estar comprando adornos para nuestro arbolito. Y como último trimestre de cada año los fuertes lanzamientos comienzan a aterrizar uno tras otro, para hacernos llegar a fin de año con la billetera pelada, endeudados hasta el cuello, pero por sobre todo felices, llenos de nuevos juegos para acalambrar los dedos.

Hasta la fecha, el 2019, en materia de juegos fue bastante respetable, sin sobresaltos, con alguna que otra desilusión, pero con muchos más aciertos, y entre ellos podríamos destacar The Division 2, la secuela de este maravilloso título de la mano de Ubisoft. Con ciertos cambios la segunda parte supo mantener la esencia de la primera entrega, con lo cual, a pocos minutos de comenzar el juego ya nos sentimos como pez en el agua.

Digo esto porque a veces las 2das partes en el afán de mejorar su antecesor hacen grandes modificaciones agregan cosas, muchas cosas, que si se hace cuidadosamente pueden mejorar aún más la experiencia, así como también arruinarla totalmente.

Volviendo al último trimestre, y a sus grandes lanzamientos en el caso de este año, no fue la excepción y la gente de Ubisoft acudió nuevamente al rescate de los gamers, dándonos una segunda parte de un título que fue ovacionado por todos los que amamos los shooters. Siguiendo la fórmula de The Division, la saga Ghost Recon nos plantea un cooperativo de escuadrón de 4 participantes para acabar con el mal de este mundo.

Pues bien, en su primera entrega Ghost Recon: Wildlands nos depositó en las tierras de Bolivia para acabar con el cartel de Santa Blanca y su gigantesca organización, la cual teníamos que desbaratar paso a paso para tener éxito. La principal característica es que este título, presentaba una dificultad que nos obligaba a plantear una estrategia para avanzar y cuanto más sigilosamente mejor.

A mediados de del año pasado, para fortuna nuestra tuvimos la maravillosa noticia de que este título tenía su secuela y hace poquitos días que Ghost Recon Breakpoint salió del horno, para glorificar una saga o para hundirla. Veremos que sucede. Arranquemos con su análisis.

Historia

Situada 4 años después de los sucesos de Bolivia, la historia nos traslada a tierras ahora ficticias llamadas Auroa, y nuestro nuevo enemigo no es ni más ni menos que un ex compañero y amigo.

Luego de que el gobierno perdiera contacto con el buque de Skell Technology (una empresa encargada de utilizar tecnología de última generación para la fabricación de armamento militar), cerca del archipiélago de Auroa, un equipo de Ghosts es enviado para investigar qué es lo que sucedió, pero antes de aterrizar, los helicópteros caen derribados por drones.

Y acá es cuando la situación se pone fea, ya que la isla está bajo el control de un grupo de mercenarios llamados Wolves liderada por nuestro antiguo compañero Cole D. Walker, personificado ni más, ni menos que por Jon Bermthal (The Punisher – Netflix). Y este, que tiene cara de malo peor que la Peste, además de contar con soldados experimentados se apodero de la tecnología de Skell.

Aliándonos con los refugiados tendremos reunir toda la información de documentos y civiles para descubrir que es lo que trama Cole y cuáles son sus planes para esta isla.

El Mapa

Unos de los aspectos interesantes en cuanto al terreno de juego es que al tratarse de una locación ficticia Ubisoft hizo uso de esa libertad para generar un mapa imponente con climas y ecosistemas de lo más diversos, como espesas selvas y bosques, pantanos, montañas heladas, zonas volcánicas y urbanas que podremos recorrer a nuestras anchas de la mano de los vehículos, como sucedía en la primer entrega

Jugabilidad, Modos y Controles.

Tal como su antecesor y a diferencia de The Division, Breakpoint presenta un modo shooter mas táctico y en el cual el sigilo puede ser tu mejor aliado. Así que antes de ir al choque disparando para todos lados a lo loco es mejor ser paciente y pensar tácticas antes de dar el primer paso y utilizar tu armamento de manera inteligente, como marcar enemigos con el Dron, lanzar cargas electromagnéticas para desactivar armamento enemigo, ocultar cuerpos, robar vehículos, camuflarte (nota: genial que al camúflate, que te puedas tirar al barro y cubrirte hasta la cara con él. Excelente mejora), y por supuesto utilizar armas de largo alcance siempre con silenciador. Y si la cosa se pone fea, correr “soldado que huye, sirve para otra batalla”.

Además de la posibilidad de cubrirnos de barro para ser casi invisible, Breakpoint presenta nuevos aspectos de sus jugabilidad que lo hacen más realista asemejándose a un simulador, más complejo, pero a la vez divertido. Rellenar tu cantimplora cuando pases por un rio y tomar aguan de vez en cuando reducirá tu agotamiento. Curarte de las heridas con vendas lleva su tiempo y no te curan por completo y por eso te vas a mover más lento. Y si te hieren en una zona peligrosa existe la posibilidad de que un compañero te cargue a hombros y te lleve a una zona segura para que te puedas curar con mas tranquilidad. Las vendas son infinitas, pero solo te darán tiempo para salir del apuro, las inyecciones son lo que curan por completo. Y si la caza es lo tuyo, esto está incluido en esta entrega.

Otro de los aspectos del juego es que cuenta con dos modos. Uno clásico el cual nos marca el siguiente objetivo en el mapa hacía donde debemos dirigirnos, mientras que el modo exploración nos dar pistas y tendremos que descubrir por nuestra cuenta cual es próximo lugar en el mapa hacia donde debemos dirigirnos. Así que si te la querés complicar el modo exploración es lo tuyo.

Cabe destacar que en esta entrega la inteligencia de los enemigos se ha mejorado en forma sustancial por lo cual resultan menos predecible lo cual te mete en apuros más de una vez.

Como es de costumbre en estos juegos nuestro personaje ira subiendo de nivel de acuerdo al equipamiento y las armas que consiga, que en esta edición es customizable al extremo. Sin embargo, esto no te limita a poder acceder a las siguientes misiones, sino que van a ser más complicadas si tu nivel es bajo, y sin un casco un tiro en la cabeza es letal. Creo ser claro ¿No?

Además, existe el clásico árbol de habilidades que iremos expandiendo con los puntos de experiencia que vayamos consiguiendo, y además podemos elegir entre 4 tipos de especializaciones como Medico, Asalto, Pantera y Francotirador cada una con objetos, características y técnicas concretas, que incluyen un dron de curación, reducción del retroceso y resistencia al daño, habilidades para ser más sigiloso o disparar balas de gran penetración con mayor daño. A esto se suman muchas otras ventajas comunes de todo tipo, que abarcan aumento de munición, ayuda a la marcación de enemigos, reducción de energía en acciones de desplazamiento, mayor velocidad de escalada, reducción de tiempo en recarga, desbloqueo de la fabricación del lanzacohetes, etc.

Los Controles sin los normales de un Shooter en 3ra. Persona. Intuitivos y no difieren prácticamente en nada a la precuela, con lo cual no existe un proceso de adaptación. Pero al mismo tiempo el toque realista del juego hace que el apuntar se vuelva más difícil y mantener firmes los rifles de francotirador se convierte en una tarea casi imposible.

Graficos

En cuanto al apartado grafico nos encontramos con un acabado más pulido que la primera entrega, a diferencia de lo que sucedió con The Division 2, el cual no marcaba diferencias con su precuela.

En el caso de Breakpoint tanto el entorno como el mismo del mapa como los personajes en particular están bien terminados, y si bien existen algún que otro defecto o bug al momento de cargar una textura o iluminación no es nada preocupante y de seguro ya vendrán las actualizaciones para corregirlos.

 

Sonido

En cuanto a los efectos de sonido como de costumbre en los shooters de Ubisoft se sienten increíbles, las explosiones vibran, las balaceras silban y la acción se siente a flor de piel, y como siempre la banda sonora acompaña bien la situación de juego que se presente.

Experiencia

Es cierto que por momentos Breakpoint carece un poco de innovación en cuanto a el desarrollo de las misiones. Entrar a un territorio o edificación para realizar un rescate, obtener documentación, destruir tal o cual objeto o eliminar al tal o cual individuo, por momentos resulta repetitivo. Pero el verdadero atractivo esta en pensar bien la forma de realizar la misión. Es esa la esencia del juego. El ki de la cuestión está en la táctica empelada.

Pero la historia, esta es quizás un poco trillada pero no por eso menos divertida e interesante. Con toques futurísticos y giros con tintes emocionales en relación a como se presenta nuestro enemigo.

Conclusiones

Para ir cerrando, encontramos muchas novedades en este juego, a diferencia de Wildlands este se siente como una experiencia de supervivencia y todos los aspectos que lo acercan al género simulación no son para todos. Algunos lo odiarán por eso y otros agradecerán estos cambios. Podría haberse mantenido en la línea del primero, pero no afecta la esencia de la saga, y si marca una evolución y una tendencia que hace que se despegue del habitual shooter cooperativo y si esto es aprovechado para crear una saga en la que se haga hincapié en estos aspectos para generar una diferenciada experiencia, bien por ello. Todos los juegos de un determinado genero son similares entre si y de vez en cuando es muy bueno que uno de ellos se diferencie o se destaque por ese pequeño giro de tuerca que lo hacen especial. Y no me quiero olvidar de lo que siempre digo, es un juego para jugar con amigos. Podes jugarlo solo pero no vale la pena. No hay manera de jugarlo en solitario y que resulte divertido

En síntesis, creo que Ghost Recon Breakpoint marcara un precedente, y si los desafíos no es lo tuyo, quizás no sea el tipo de juego que estás buscando.

Nos vemos en la próxima.

Calificación:

Historia:

Gráficos y sonido:

Gameplay:

Experiencia:

Comentarios

Tags: